30 de noviembre de 2014

Al público




                                              Los insultos son formas amargas del elogio.
                                                                                                 Cernuda


Ustedes no son nada.
No piensen nada,
no hagan nada.
No obtendrán mi respeto
si son sumisos.
¡Háganme caso, sean rebeldes!
Desobedezcan y concluyan.
Tampoco aplaudan
pues no hay motivo,
yo tampoco soy nada.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...